Registros pluviométricos en Salto: Belén con 38 mm y la ciudad capital acumula 62,2 mm

Información detallada de las recientes lluvias en Salto, Uruguay, con cifras específicas de precipitaciones en diversas localidades.
Registros pluviométricos en Salto: Belén con 38 mm y la ciudad capital acumula 62,2 mm

Las lluvias recientes han variado en intensidad a lo largo del departamento de Salto, impactando de manera diversa en cada localidad.

Las precipitaciones en el interior de Salto, destaca la variabilidad de las lluvias en el departartamento.








Las precipitaciones en el departamento de Salto han sido tan variadas como el paisaje que caracteriza a este departamento. Desde la tranquilidad de las termas hasta la vida urbana de la ciudad capital, el agua caída ha dejado su marca diferencial, reflejando una disparidad que es tanto geográfica como climática.

En Belén por ejmeplo, los registros muestran una acumulación de 38 mm de lluvia, un dato que, sin alcanzar extremos, refleja una humedad consistente que beneficia a la agropecuaria local. Las Termas del Arapey, famosas por sus aguas curativas, han recibido 45 mm, una cifra que habla de la abundancia natural que las nutre y que este mes ha sido especialmente generosa.

No muy lejos, la Cuchilla de Guaviyú también registra 45 mm, sugiriendo una distribución de lluvias homogénea en esta área del departamento. Sin embargo, este no es el caso en toda la región. Colonias como Lavalleja han tenido precipitaciones más modestas, contabilizando 38 mm, lo que puede tener implicancias en las actividades rurales de la zona.

En contraste, zonas como Palomas y Colonia Itapebí han experimentado lluvias más significativas, con registros de 49 mm y 45 mm respectivamente. Estos datos no son solo cifras; son indicativos de la salud de los suelos, de la recarga de acuíferos y de la vitalidad de los ecosistemas locales.

No obstante, es la ciudad de Salto la que se lleva la atención con una considerable cantidad de 62,2 mm de lluvia, una cifra que no solo sobrepasa a sus pares rurales sino que también plantea desafíos y oportunidades para la urbe.

Cada gota caída es un recurso que se suma a las reservas hídricas del departamento, y en tiempos de cambio climático, la gestión de este recurso se vuelve tan vital como impredecible. Las lluvias de este período, en su variedad y magnitud, son un recordatorio de la importancia de planificar y de estar preparados para la variabilidad que el clima nos presenta.
© Diario Salto Al Día / Todos los derechos reservados
Salto, Uruguay