Otro argentino le hizo decir barbaridades a una joven rusa



Un cordobés que le hizo decir barbaridades a una joven rusa aprovechando que no habla español fue identificado y suspendido de su trabajo, y el Gobierno pidió a las autoridades rusas que le quiten su pase para ver los partidos del Mundial. Es el tercer caso que se conoce.







El video fue publicado en Twitter, donde generó miles de repudios. "Otro argentino imbécil en Rusia", escribió la denunciante. Luego se conoció su nombre: Marcelo Génova.












Había dos antecedentes. Por hacer exactamente lo mismo, a Claudio Fitterer y Fernando Penovi les quitaron sus Fan ID y recibieron un enorme repudio social. Quizás por eso Génova no tardó en publicar un pedido de disculpas en su cuenta de Facebook, en el que manifestó que está "verdaderamente muy apesadumbrado" y aclaró que "no tuvo otra intención que hacer un chiste".








"Hice algo de lo que no me enorgullezco y quiero expresarles mis más sinceras disculpas", escribió. "Recién cuando lo vi, pude dimensionar el horrible error que cometí del que me siento muy avergonzado. Es por eso que espero que ahora se viralice mi pedido de disculpas, en primer lugar a esta mujer rusa, luego a todas las mujeres, y también a todas las personas que se hayan sentido ofendida por este episodio", agregó.
















Las disculpas no bastaron. La primera consecuencia, más allá de los insultos en las redes sociales, fue que Génova fue suspendido de su trabajo como colaborador de la empresa Konecta.







"Queremos expresar nuestro total repudio a la conducta cometida por el colaborador que no refleja ni nuestros principios, ni las políticas de igualdad de género y antidiscriminatorias que promovemos en la empresa", indicó la empresa en un comunicado.












La firma aclaró en un comunicado que Génova había pedido una licencia anual y que "está en Rusia por razones estrictamente personales y sin cumplir función alguna" en la empresa. Aun así, informó que "la compañía de manera inmediata ha suspendido al colaborador (…) hasta tanto el comité de ética defina la decisión del caso".







A su vez, es probable que Génova corra la misma suerte de sus antecesores Fitterer y Penovi, y se quede afuera del Mundial. En efecto, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, adelantó esta mañana vía Twitter que el gobierno argentino pidió a las autoridades rusas que le retiren su pase.








TAG